Aseguran que Joe Lewis construyó una pista de aterrizaje privada en Sierra Grande que “no controla nadie”

aeropuerto clandestino
Diversos medios del sur del país aseguran que una pista construida en la Patagonia es, en realidad, una aeropuerto inglés que está custodiado por hombres armados. Ni la Fuerza Aérea ni la Marina tienen capacidad para detectar los vuelos. La pista fue construida por una empresa estatal rionegrina en una estancia de Nicolás Van Ditmar, un hombre relacionado al millonario inglés Joe Lewis.
Una investigación publicada en diferentes medios de la patagonia argentina, indican que existe un informe de inteligencia que habla de un puente aéreo clandestino con las Islas Malvinas. Según lo publicado en el diario Río Negro, la posible conexión aérea clandestina entre la pista que empresarios poseen cerca de Sierra Grande y las Islas Malvinas -denunciada por medios fueguinos en los últimos días- motivó la preocupación de la gobernadora de Tierra del Fuego, Fabiana Ríos, quien pidió explicaciones a la Cancillería y al Ministerio de Defensa de la Nación.
El primer dato apareció en el portal de noticias www.patagoniawouk.com.ar aseguró que una aeronave con matrícula extranjera voló sin autorización ni control de la Fuerza Aérea ni de la Marina Argentina entre Malvinas y un aeropuerto privado existente en Puerto Lobo, que se encuentra en el golfo de San Matías, próximo a la localidad rionegrina de Sierra Grande.
La información que fue brindada por “inteligencia” es más que preocupante debido a la falta de radares que puedan detectar el tráfico aéreo entre el continente y Malvinas. Por lo que cualquier operación entre ambos puntos no podría ser detectada por las autoridades aeronáuticas ni controlada por aduana ni migraciones.
La pista tiene unos 40 metros de ancho y 2.100 de largo, y pueden operar en ella grandes aviones. Está emplazada en una estancia a nombre de Bahías Doradas SA, muy cerca de Puerto Lobos, provincia de Río Negro, cerca del límite con Chubut. El titular de la firma es Nicolás van Ditmaer, un empresario inmobiliario que representa al millonario británico Joe Lewis, propietario de valiosísimas tierras en la cordillera.
FUERZA AÉREA ARGENTINA HABILITÓ EL AEROPUERTO DE LEWIS EN LA PATAGONIA 
El aeropuerto del inglés Lewis, cuya pista es de igual longitud que la de Aeroparque, fue habilitado por la Fuerza Aérea. Funciona desde principios de febrero.
Los guardias del sector, están mejor equipados que la policía local y tienen acceso a comunicación satelital. “El aeropuerto es una verdadera amenaza para los intereses argentinos”, sostiene los detractores.
La construcción de la pista de aterrizaje se colocó a pocos metros del Golfo San Matías, en cercanías de Puerto Lobos, en un lugar privilegiado por la naturaleza, conocido como Bahía Dorada.
Pese a los informes de la diputada Magdalena Odarda, los cuales hemos publicado en notas anteriores, el aeropuerto que se suponía en construcción, ya está en funcionamiento y con la aprobación de la Fuerza Aérea.
Un aeropuerto privado en manos de un magnate inglés, y que posee además miles de hectáreas en El Bolsón que incluyen la apropiación del Lago Escondido.
Sus inmensos terrenos comprados por monedas a los funcionarios provinciales, conforman y hacen del paralelo 42 un punto estratégico, en el corazón de la Patagonia.
Lewis está construyendo una verdadera fortaleza, y además pretende controlar el sistema de comunicaciones de la región.
Tierras fiscales, y ventas muy polémicas violando la Constitución Nacional, ante el silencio de los medios masivos de comunicación y la aquiescencia del gobierno nacional. (El Malvinense).
El portal NoticiasNet de Río Negro, dice: “Se trata de una propiedad cuyo titular es Nicolás Van Ditmar, presidente y accionista de Bahía Dorada S.A. y Hidden Lake S.A., aunque es un secreto a voces que detrás de la inversión se encuentra el magnate Charles Joe Lewis, quien podría alojarse en el lujoso complejo. Desde los últimos meses de 2007, se habla de la pista en Sierra Grande”.
Una de las primeras razones para hacerlo fue cuando la Legisladora Magdalena Odarda denunció la posible utilización de maquinarias de la empresa VIARSE en su construcción”.
Luego, la UOCRA reclamó que en la realización de la misma se absorba mano de obra local, y realizó inspecciones de rigor.
Pulperos de la zona también pusieron en el tapete a la firma, señalando que se les prohibía el paso para realizar sus actividades en la zona de la playa.
Desde El Bolsón, Van Ditmar justificó la realización de la pista, señalando que tiene el dinero para hacerlo y que para trasladarse desde El Bolsón a Bahía Dorada tienen 10 horas de manejo en un vehículo terrestre, y en cambio utilizando un avión pueden viajar en 40 minutos.
A principios de febrero, el aeropuerto quedó habilitado y sólo se hizo un vuelo de prueba.
Ayer, la agencia periodística ADN recibió en su sitio web, un comentario sobre la noticia en el que se alertaba que en el campo de Van Ditmar -hay guardias con vehículos mejores que la Policía local, que se mueven con cuatriciclos y tienen comunicaciones satelitales.
El aeropuerto privado ya tiene su habilitación 
El flamante aeropuerto del magnate inglés Joe Lewis, ubicado a 30 kilómetros de Sierra Grande, muy cerca del límite con Chubut, fue habilitado para operar por la Fuerza Aérea en las últimas semanas.
El trámite se realizó en el departamento de aeródromos del Edificio Cóndor.
Fuentes aeroportuarias confirmaron que la obra cumplió con toda la reglamentación exigida, y fue habilitada como ‘aeródromo privado’.
La longitud de la pista es de 1.800 metros.
La nota termina diciendo: -Cuando Lewis quiera aterrizar en la pista de Sierra Grande, deberá hacer una visita previa a un aeropuerto internacional argentino, para completar trámites de rigor en migraciones y aduana.
aeropuerto 2 aeropuerto 3
Fuente: edicion24.com/
Share Button

Comments

comments